EXPORTACIONES DE SOJA Y DERIVADOS

Argentina planea bajar el impuesto a 30% hasta fin de año

Buenos Aires, 1 oct / Reuters – Argentina planea reducir el impuesto a las exportaciones de soja y su aceite y harina derivados a 30% hasta fin de año, desde el 33% actual, para estimular los ingresos de divisas de los embarques en momentos en que el país busca proteger sus reservas monetarias, dijo el jueves una fuente de la agroindustria.

/Tomada de www.revistachacra.com.ar

Argentina es el principal exportador mundial de aceite y harina de soja, y el tercer proveedor global del poroto de soja sin procesar. A su vez, el año pasado los embarques del complejo sojero significaron ingresos por 15.700 millones de dólares para el país.

«Reducirán impuestos a la exportación en 3% por el resto del año y restaurarán las tasas a sus niveles actuales en enero», dijo a Reuters la fuente, que tiene conocimiento del tema. «El Gobierno espera que esto lleve a los agricultores a incrementar sus ventas, pero no estamos seguros de eso».

Hasta la semana pasada, los agricultores argentinos habían vendido 32,2 millones de toneladas de la soja de la campaña 2019/20, 4,4 millones menos que las ventas registradas a la misma fecha del año en el ciclo 2018/19, según datos oficiales.

Sin embargo, en ambos casos representa el 60% de la producción de la campaña, sumado el remanente de la temporada anterior. La soja de la campaña 2020/21 aún no ha comenzado a ser sembrada, así que no sería afectada por un recorte en el impuesto.

El Ministerio de Economía argentino no respondió de manera inmediata a un pedido de comentario de Reuters. Sin embargo, un portavoz del Gobierno del presidente argentino Alberto Fernández dijo a Reuters que se anunciarán nuevas medidas económicas luego del cierre de los mercados domésticos.

Argentina atraviesa una grave crisis tras permanecer hace más de dos años en recesión, con elevadas tasas de inflación. A su vez, la pandemia de COVID-19 ha acrecentado las dificultades de la segunda economía de Sudamérica.

El mes pasado el banco central argentino (BCRA) endureció el acceso al mercado de cambios para consumos en el exterior, compra de divisas para ahorro y financiamiento de empresas, con el fin de resguardar sus reservas.

La fuente dijo que el gobierno de Fernández no se reunió con el sector agrícola durante la elaboración de la medida.

Sin embargo, horas antes del anuncio de hoy tres de las cuatro principales asociaciones rurales de Argentina dijeron a Reuters que habían sido invitadas a la presentación, pero que sus titulares no podrían asistir debido a que no se encuentran en la capital del país.

No obstante, Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) y Federación Agraria Argentina (FAA), dos de estas cuatro entidades, dijeron en comunicados que un recorte temporal de la tasa solo beneficiaría al sector agroexportador y que los agricultores argentinos no están reteniendo su producción con fines especulativos.

La dificultad «no es una baja circunstancial de unos puntos de retenciones, el problema es mucho más hondo, e interpela la confianza y los gestos cotidianos que el Gobierno tiene para con el campo en general», señaló CRA en un comunicado.

Compartir: